El velo de los Hermanos Musulmanes sobre los derechos de las mujeres

in News Es/NEWS INTERNAZIONALI

De Souad Sbai

#WhiteWdays, es decir, la nueva iniciativa de protesta lanzada por mujeres iraníes contra el velo obligatorio. Todos los miércoles, miles de mujeres de todo el país se reúnen en Facebook para compartir fotos y videos donde aparecen vestidas de blanco y con la cabeza descubierta, sin usar el saco negro impuesto por el régimen jomeinista que oculta a las mujeres integralmente.

La fundadora del movimiento, Masih Alinejad, también fue la creadora de la campaña @Mystealthyfreedom y tuvo que huir a Estados Unidos para evitar seguir la misma suerta que su compañera activista Nasrin Sotoudeh, condenada a 33 años de prisión y 148 frustrada por su batalla contra el velo obligatorio. Sin embargo, la intimidación, los arrestos y la tortura no han persuadido a las mujeres iraníes a detener la protesta, que mientras tanto ha adquirido un carácter internacional. El miércoles 17 de abril, cientos de mujeres jóvenes de todo el mundo se congregaron en el tramo de la carretera frente a la embajada iraní en Londres, vestidas de blanco y con la cabeza descubierta, unidas al grito de #FreeNasrin.

La del velo es una cuestión decisiva para la supervivencia del régimen jomeinista; acabar con su obligatoriedad significaría demoler el pilar fundamental que ha sostenido la República Islámica de Irán durante 40 años: la sumisión de las mujeres. Por esta razón, el Guía Supremo, Ali Khamenei, no tiene la intención de suavizar la intransigencia que lo ha caracterizado hasta ahora.

La suya es una guerra real contra los derechos de las mujeres, en línea con la ideología de los Hermanos Musulmanes, de la cual el régimen jomeinista es la versión chiíta. Por este motivo, Khamenei está en plena armonía con el líder de la Hermandad a nivel mundial: el jeque Yusuf Al Qaradawi, para quien Qatar ha puesto a su disposición Al Jazeera con el objetivo difundir su mensaje extremista, con la bendición de la Turquía de Erdogan. “El hijab – afirmó Al Qaradawi – no es el fruto de la opinión de juristas y tampoco de musulmanes: es una orden coránica”.

Por otro lado, que uso del hijab no es obligatorio en el Islam ya ha sido explicado repetidamente por los estudiosos y líderes religiosos musulmanes, basándose en el texto del propio Corán. Entre los más recientes, es importante recordar la figura de Sheikh Mustapha Rashid, profesor de sharia en la Universidad de Al Azhar en Egipto, el máximo punto de referencia para el Islam sunita.

Por haber demostrar, el Corán en la mano, que en el principal texto sagrado del Islam no hay versos que establezcan la obligatoriedad del velo, Sheikh Rashid ha recibido numerosas amenazas de muerte y ha sido atacado ferozmente por miembros de los Hermanos Musulmanes, más valientes que nunca durante la presidencia de Mohamed Morsi. Pero a Sheikh Rashid tampoco le falta coraje y ha desafiado a cara descubierta al régimen ideológico que la Hermandad pretendía imponer en Egipto y en el resto del Medio Oriente, declarando que rezar con Morsi era un gesto contrario al Islam porque había sido acusado de asesinato y alta traición.

Esto costó la excomunión vía fatwa de un Sheikh de la Hermandad, Abdel Fattah Idriss, en nombre de un gran grupo de Sheikhs afiliados a la organización. Sin embargo, ninguno de ellos ha podido presentar argumentos para invalidar la fatwa emitida por Sheikh Rashid, que establece la no obligatoriedad de usar el velo para las mujeres.

Estos presuntos expertos en ciencias coránicas, explica Sheikh Rashid en una entrevista, descontextualizan los versos en los que se menciona el término árabe hijab (bloque, muro, impedimento) para atribuirle el significado que mejor se adapta a su punto de vista ideológico; aplicando este criterio también a otros conceptos, como el del yihad. Así es como nace el islam politizado por los Hermanos Musulmanes, al servicio del extremismo que a su vez genera terrorismo.

El velo, por lo tanto, no tiene ningún valor religioso; es un legado cultural y social, unido a los usos y costumbres de los tiempos antiguos que la evolución del tiempo y la historia ya ha hecho caer en Occidente y en otras áreas del mundo. En cambio, en el mundo árabe y musulmán está en curso una batalla entre quienes luchan contra la explotación religiosa del velo y los Hermanos Musulmanes, quienes continúan atribuyendo al velo un carácter sagrado religioso para que permanezca donde está con el objetivo de mantener a las mujeres en una posición de sumisión, siguiendo de manera coherente la ideología típica de la Hermandad bien encarnada en forma de Estado por el régimen jomeinista iraní.

Al Azhar se desvinculó oficialmente de la fatwa de Sheikh Rashid en el momento de su lanzamiento en 2014, cuando la presión de los Hermanos Musulmanes estaba en pleno apogeo, condicionando también el pronunciamiento de una de las principales autoridades religiosas islámicas. Pero el viento ha cambiado de dirección e importantes pasos hacia el reconocimiento pleno de los derechos de las mujeres han sido dados por el actual Imam de Al Azhar, Sheik Ahmed Al Tayeb, quien recientemente se ha expresado de manera crítica sobre la poligamia y a favor de las políticas que rinden homenaje al papel central de las mujeres en la sociedad, siguiendo la línea marcada por el documento sobre la Fraternidad Humana firmado en Abu Dhabi con el Papa Francisco.

Por lo tanto, en una parte del mundo árabe y musulmán, los derechos de las mujeres avanzan a pasos agigantados, mientras que en la línea roja del yihad que une Doha, Estambul, y Teherán los derechos de las mujeres retroceden y continúan siendo combatidos ferozmente.

 

La Voce del Patriota

Ultime da News Es

Vai a Inizio pagina